fbpx

El argentino radicado en Francia, Gaspar Noé, y director de las controversiales Irréversible y Love presenta la película musical Climax. Con este filme, Noé nuevamente cuenta una historia que se desenvuelve en un ambiente en el que se emplean drogas psicodélicas.

Climax gira alrededor de un grupo de bailarines de hip-hop que experimentan un viaje nada placentero luego de drogarse accidentalmente. En el viaje saldrá a relucir su lado oscuro. Como en sus cintas anteriores, Noé juega con la narrativa no lineal, el movimiento de cámara y la música. La cinta fue presentada en el Festival de Cannes, donde fue galardonada con el Art Cinema Award. La banda sonora incluye música de Thomas Bangalter de Daft Punk, que ya había compuesto en Irréversible, Giorgio Moroder y Aphex Twin.

Los filmes de Noé no son fáciles de ver y generan emociones que incomodan. En Irréversible, la violación de Alex (Monica Bellucci) en un paso subterráneo es una de las escenas más desgarradoras de su tipo; en Enter the Void, el viaje a la muerte en un estado de alucinación de DMT se presenta como una experiencia envolvente que puede ser visualmente maravillosa o insoportable; y en Love, el sexo explícito la llevó a ser considerada por algunos como un filme casi pornográfico.

Es un hecho es que no se puede ser indiferente ante las cintas de este director que divide la crítica entre quienes consideran que su trabajo es honesto, innovador y ambicioso y entre otros que lo definen como perverso, trastornado y ofensivo. Hasta ahora, Climax ha recibido críticas mayormente positivas, y es su filme que menos escándalo ha generado.

Independientemente de que nos guste o no el trabajo de Noé, se agradece que existan directores dispuestos a presentar propuestas variadas y que rompen con lo que generalmente se ve en pantalla. Si quieres ver una cinta experimental, sin duda Clímax es tu mejor opción para esta temporada.