Hay un momento para todo y un tiempo para cada cosa bajo el sol:

un tiempo para nacer y un tiempo para morir,

un tiempo para plantar y un tiempo para arrancar lo plantado;

un tiempo para matar y un tiempo para curar,

un tiempo para demoler y un tiempo para edificar;

un tiempo para llorar y un tiempo para reír,

un tiempo para lamentarse y un tiempo para bailar;

un tiempo para arrojar piedras y un tiempo para recogerlas,

un tiempo para abrazarse y un tiempo para separarse;

un tiempo para buscar y un tiempo para perder,

un tiempo para guardar y un tiempo para tirar;

un tiempo para rasgar y un tiempo para coser,

un tiempo para callar y un tiempo para hablar;

un tiempo para amar y un tiempo para odiar,

un tiempo de guerra y un tiempo de paz.

Lo que es, ya fue antes,

lo que ha de ser, ya existió.

-Eclesiastés 3.

 

Este equipo ha trabajado dos años juntos. Algunos llegamos cuando la semilla estaba ya plantada, otros nos contagiaron su entusiasmo del haberla sembrado. Todos, expectantes, hemos mirado el tallo alargarse, volverse más fuerte. Enamorados, vemos los colores que resplandecen al sol de esta hermosa publicación. A lo largo de estos dos años hemos demolido ideas pero edificado otras. Hemos matado egos para curarnos juntos como una especie de tribu urbana donde el brujo curandero lo personifican las letras. Hemos llorado en silencio ante los problemas o los desencuentros pero al final, nos hemos abrazado riendo. Seguro que muchos se han lamentado mientras que otros bailaban. Algunos se han separado y tomado sus propios caminos, los otros los recordamos con amor. Si estas páginas pudieran contar nuestros secretos, les dirían, lectores, que hemos buscado incansablemente hasta el punto de reconocer que perder era mejor. Mes con mes nuestra revista calla algunas cosas y grita fuertemente otras. Este lapso de tiempo nos ha visto crecer, mejorar, aprender, escuchar y sobretodo, amar.

Para celebrar nuestro segundo año, primero queremos darles las gracias a todos los que nos leen y a todos los que han creído en nosotros. Desde nuestros directores, pasando por nuestros compañeros de trabajo, familia y amigos, hasta los personajes que han engalanado nuestros números. Es por esto, que a manera de tributo, queremos recordar a todos aquellos que han aparecido este ultimo año en nuestra hermosa y tan amada publicación. ¡Qué lo disfruten!

 

Clásico DMX no. 14 Octubre 2017

En esta edición tuvimos a las empresarias y creadoras de Le Volee, uno de los servicios de creación de eventos más solicitados de la ciudad. Fredel, Elisa Mizrahi y Miriam Montejano, nos contaron sobre sus inicios, los retos a los que han tenido que enfrentarse y los logros que como equipo han alcanzado.

Ari Telch

Además, pudimos entrevistar a Ari Telch, uno de los actores más emblemáticos del teatro y la televisión nacional, y de finísimo talento que ha sido emblema e ídolo para muchos, y al pasar del tiempo no sólo sigue vigente, sino proponiendo y dando vida a nuevos y diversos personajes. Nos contó sobre sus inicios y sobre su trastorno de bipolaridad, cómo lo ha enfrentado y cómo ha sabido superarlo y sacarle provecho.

Clásico DMX no. 15 Noviembre 2017

Este mes nos dio la oportunidad de presentar el trabajo de la artista Adela Goldbarg, quien nos recordó que las mujeres somos capaces de lo que sea que nos propongamos. Adela cree en el potencial del arte para generar pensamiento crítico y la transformación social recreando capítulos de la historia reciente construyendo, escenificando y, lo más importante, destruyendo de manera colectiva, siempre con sutil parodia y humor negro.

Noviembre vio surgir la fiebre por Tim Burtón en la CDMX. Con su estilo propio que se mantiene inimitable y la extravagancia de su trabajo, Burtón abarrotó el Museo Franz Mayer y nos inspiró para escribir una nota sobre este maravilloso maestro de lo extraño.

Clásico DMX no. 16 Diciembre 2017 / Enero 2018

Nuestro número doble, del que más orgullosos estamos, cerró con broche de oro el 2017 y nos permitió comenzar el 2018 con el pie derecho. Entre sus páginas se encuentran la obra de uno de los nuestros, Rubén Márquez, fotógrafo de extraordinario talento que ha colaborado con Clásico DMX en muchas ediciones, captando con su lente la personalidad y carácter de aquellos que hemos tenido el orgullo de entrevistar. Pudimos ver su trabajo a lo largo de los años y conocimos finalmente aquello que lo hace vibrar y ser un apasionado de la imagen.

Zelika García

En portada tuvimos a dos súper heroínas. Una de un mundo de ficción del universo de Star Wars, Rey Starkiller (sin olvidarnos de la gran rebelde General Leia Organa), y la otra de carne y hueso, Zélika García, directora y fundadora de Zsona Maco. Hace 17 años el panorama de mercado de arte en México era prácticamente inexistente. Y aunque algunos no estarán de acuerdo con nosotros o reclamarán un pedacito de historia, la generación pre Zsona Maco sabe de lo que hablamos. El circuito de galerías era muy cerrado, dedicado siempre a ciertas propuestas que funcionaban con un círculo compacto y cerrado de coleccionistas, y con sus ventas más dirigidas hacia el exterior. Hoy todo eso parece un relato antiguo, es casi inimaginable que ese era el panorama hace no tanto, y la desbordante manera en la que ha cambiado a partir de la incansable iniciativa de Zélika García, una súper heroína a veces juzgada e incomprendida, pero que a pesar de a quien le pese, es responsable de detonar un sinfín de cambios en la creación, producción y mercado de arte de nuestro país. Por demás está decir de lo orgullosos de nos sentimos de tener a una mujer como Zélika en la revista.

Clásico DMX no. 17 Febrero 2018

La portada de Clásico DMX estalló con la obra de Olivia Steele, artista estadounidense cuyo trabajo de entrada puede resultar muy femenino pero que está hecho para mover susceptibilidades y generar procesos mentales que coloquen al espectador en situaciones de incomodidad y reflexión, y quien fuera una de las figuras centrales de Zsona Maco y de la galería MAIA Contemporary.

Olivia Steele

Por si esto fuera poco, comimos con el chef Azari Cuenca, quien nos consintió culinariamente como nunca nadie y nos contó de sus inicios, su amor por la cocina y el respeto que le tiene a los ingredientes. Con su impecable presencia y porte distinguido, nos dimos cuenta porque es uno de los grandes de la cocina mexicana.

Clásico DMX no. 18 Marzo 2018

Marzo, mes que conmemora el Día Internacional de la Mujer, trajo hasta nuestras páginas la fuerte presencia de la artista y activista Lorena Wolffer en portada y en artículo central. Esta importante activista cultural mexicana ha implementado y desarrollado la temática de género, específicamente los derechos y la voz de la mujer. Su obra en general es de denuncia y una muestra para concientizar sobre la situación real de la mujer, por lo que aborda la violencia de género, los estereotipos femeninos y los prejuicios sociales. Ella sentó precedentes de gran peso en temas de cultura y su relación con el financiamiento gubernamental, convirtiéndose en la primera directora de un museo de INBA dedicado a este tipo de arte, a los 21 años. Y esto fue sólo el principio. A lo largo de su impecable, congruente y productiva carrera se ha atrevido a dar voz a quienes, de una u otra manera, no la tenían. Su labor activista artística cultural es reconocida internacionalmente y el suyo es un nombre referencia indiscutible en los estudios de arte y performance, género, sociales y de diversidad. Wolffer es una mujer mexicana que ha aportado a nuestro país de manera incalculable y que sigue creciendo su legado de manera continua, mereciendo todo nuestro respeto y admiración.

Lorena Wolffer

Clásico DMX no. 19 Abril 2018

En abril conversamos con los chefs Ovadía y Orozco, sobre cómo ha sido su camino por la gastronomía, hacia dónde los ha conducido y hasta dónde les gustaría llegar. Siempre hemos pensado que para tener éxito hace falta talento, pero sobretodo trabajo, esfuerzo, y un poco de testarudez. Cuando Daniel y Salvador se encontraron crearon una mezcla perfecta, y ambos combinaron su virtuosismo junto con muchas horas de dura labor para poder lograr un enorme objetivo en común: hacer una marca, una cadena de restaurantes que fuera la mejor oferta del país.

Clásico DMX no. 20 Mayo 2018

En mayo entrevistamos a Olga Schiaffino y Heike Söns, creadoras de Momzilla Fest. Es indudable que cada vez son más las mujeres que trabajan y son madres, y encontrar un balance entre ambos, no es sencillo. Escoger entre ser madre o el trabajo es una decisión injusta para muchas y en demasiados casos, por necesidad económica, dejar de laborar no es una opción. En este panorama inclusive las empresas prefieren evitar contratar a una madre. Ante esta falta de oportunidades laborales, puedes rendirte o puedes emprender. Esto último es justo lo que Heike y Olga hicieron. Momzilla Fest, es un bazar conformado por mamás que se realiza dos veces al año. Creado con la finalidad de apoyar la economía familiar, promueve la inclusión de las madres en la economía del hogar al otorgar el espacio y el impulso para que ellas ofrezcan sus productos. Con esto se busca que perciban ingresos y que sean ellas mismas quienes administren su tiempo para distribuirlo de la manera que consideren más saludable para trabajar y pasar tiempo con sus hijos. ¡Nos encantó conocerlas!

Momzilla Fest

Clásico DMX no. 21 Junio 2018

Junio fue un mes maravilloso para nuestra revista, pues tuvimos en portada a Ricardo Covalin. Con un rostro amigable, una sonrisa dulce y ojos de niño curioso, Ricardo te envuelve con su juguetona y cálida personalidad, haciéndote sentir que estás con un viejo conocido, recordando buenos tiempos. Entre risas y movimientos elegantes, se mueve en su oficina de la marca Pineda Covalin como un felino amigable. Su inmediata amabilidad relaja el ambiente y permite que comencemos a hablar con comodidad y soltura. Ricardo nos contó sobre los inicios de la firma y de todo aquello que lo hace vibrar, sentir y ser uno de los mejores diseñadores de México. Fue todo un placer para nosotros poder contar entre nuestras ediciones con su presencia y estamos seguros de que su historia apenas está comenzando. ¡Gracias por siempre haber creído en México y por llevar sus tesoros a cada rincón del mundo!

©Rubén Márquez

Clásico DMX no. 22 Julio 2018

En un momento vertiginoso en nuestro país, y en una ciudad como la de México, entrevistar a un hombre como Ernesto Contreras otorga un tipo de respiro esperanzador. En lo que fuera la casa del cineasta español Luis Buñuel, entrevistamos a Ernesto, presidente de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC). Con una sonrisa enorme y su estilo desfachatado, nos dimos cuenta de que tiene una personalidad serena, fresca y contemplativa. Sus grandes ojos oscuros miran con detalle, tiene una mirada penetrante, fija. Contreras es de los grandes directores del cine mexicano y un digno presidente de la Academia, uno que trae consigo miles de ideas, cambios, propuestas y nuevos aires de comunidad y legalidad. Entre café, risas, anécdotas y el fantasma de Buñuel -quien seguramente nos observaba curioso de tan extrañas interacciones pero sorprendido porque el México que el dejó parece seguir siendo igual de surreal- llevamos a cabo una de las mejores charlas que hemos tenido en Clásico DMX.

Sueño en otro idioma

Clásico DMX no. 23 Agosto 2018

Para acompañar nuestra presencia en la Zsona Maco Foto y Salón del anticuario, teníamos que ponernos nuestra mejor portada y para eso, nos acercamos a la talentosísima fotógrafa Dulce Pinzón. Su obra hace resaltar nuestra edición de este mes como unas hermosas zapatillas de rubi o una ciudad esmeralda. Dulce es una forjadora de mundos fantásticos que en ocasiones nacen de situaciones difíciles y otras veces, sencillamente, de la pura imaginación y la necesidad de decir algo. Platicar con ella es como abrir un libro. Su voz llena el espacio y las historias comienzan a salir de su boca una tras otra. Su forma de narrar es tan entretenida e interesante que por primera vez en una entrevista no tuvimos necesidad de hacerle las acostumbradas preguntas. Ella misma iba aclarando nuestras incógnitas y dejando entrever su personalidad. Inquieta, curiosa, alegre. Así es Dulce Pinzón. Llena de memorias, sueños y metas por cumplir. ¡La admiramos a ella y su obra!

dulce pinzon

Dos años productivos, llenos de emociones y situaciones varias, muchas difíciles pero las más gratificantes. Es un placer trabajar con un equipo como el de Clásico DMX. Nos divertimos mucho haciendo esta revista. Aquí he reencontrado a una valiosa amiga, he conocido a dos hombres maravillosamente generosos, una mujer talentosa y llena de vida que ha decidido seguir sus sueños y a una escritora fascinante. Ustedes saben quienes son. Lo que es, ya fue antes, lo que ha de ser, ya existió. ¡Por más años Clásico DMX!