fbpx
Gastronomia

Ofelia Botanero: el delicioso ambiente de Polanco

corte carne

No hay nada más agradable que pasar un buen rato en un espacio hermoso que ofrece excelente comida y bebidas, magnífico ambiente y la garantía de una gran experiencia. En pleno Polanco, en uno de los lugares más concurridos de la zona, se encuentra este amplio y armónico espacio, dispuesto a recibirte para halagarte desde el primer momento que pones un pie ahí. El Ofelia es, sin duda, uno de los nuevos must de la Ciudad.

La carta tiene variedad para todos los gustos y antojos, basados en el concepto de cantina pero refinado y gourmet. Todos los platillos son extractos de la cocina mexicana tradicional, pero llevados a un nivel de alta cocina. Además, sus mixólogos tienen una variedad impresionante de tragos, para todos los gustos y preferencias.

restaurante polanco

Para comenzar nos trajeron el Huarache de Salmoncito Zarandeado, cuatro pequeños huaraches llenos de sabor, con el pescado macerado en la buenísima tradición del zarandeado al carbón, simplemente estupendos. Esta es una entrada perfecta para compartir y dar arranque al festín que se avecina.

En seguida nos trajeron unos Esquites de Cacahuazintle con Tuétano Tierno. Este platillo es un manjar exquisito, de principio a fin, de esos que nunca quisieras que se terminaran. La textura de los elotitos, tiernos y perfectamente cocidos y condimentados, hacen un bocado perfecto al combinarlo con el tuétano, lleno de sabor, provocando que todas las papilas gustativas tengan una fiesta. Es una entrada imperdible.

esquites

Para terminar con las entradas probamos una Plancha del Jefe, que son 300 gramos de camarones gratinados cubiertos en salsa cremosa de chipotle y montados sobre una cama de frijoles negros enteros. Este platillo me recordó mucho a la comida de las zonas del norte del país, y es servido con frescas y calientitas tortillas de harina recién hechas. Es de verdad de no creerse todo el juego de texturas y sabores que son barajeados en cada bocado.

El cierre de los platos salados vino con un glorioso Rib Eye acompañado de una Ensalada de Hortalizas. La ensalada es todo lo crujiente y fresca que te puedes imaginar, perfecta para no sentirte culpable de todo lo que has comido. Y la carne, vaya, vaya, un regalo para cualquiera que valore un buen corte. Perfecta en cada aspecto, suave y cocida al punto, cada pedazo del Rib Eye fue un deleite sin fin.

ofelia polanco

Como postre nos trajeron un merengue con helado de vainilla y frutos rojos, perfectamente contrastado con el ácido de las frutas, el dulce y crujiente del merengue y la fría temperatura del helado. Una perfecta manera de terminar una espléndida comida, una tarde deliciosa en un lugar ameno y agradable. Ni cuenta nos dimos que ya era de noche… y no nos queríamos ir.


Visita también Mate Asador Argentino

Mirna Calzada

Sobre el autor

The Boss.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *