fbpx

Definitivamente no hay nada como encontrar un sitio en el que te sientas libre, cómodo, lleno de maravillosos manjares que te hacen sentir como en casa, pero con la ventaja de tener mucho estilo y una ubicación privilegiada. Así es el Tartare Bistrot, un espacio en la mejor zona de Polanco, tranquilo, para disfrutar de una gran comida, una tarde soleada de copeo y una deliciosa cena, ya sea romántica, con amigos o de negocio.

El menú de este hermoso bistró afrancesado el perfecto para cualquier tipo de estado de ánimo, ya que de un almuerzo ligero a una opulenta comida, todo está listo para que tu paladar lo experimente.

Comenzamos con una serie de entradas, todas estupendas, que fueron desde un soberbio Foie Gras con Higos caramelizados, acompañado de fresas y mermelada de naranja; una perfecta Tostada de Atún fresco, cebolla caramelizada, alioli de chipotle y aguacate; unos Escargots en su concha, con mantequilla y perejil y una Tartare de Hamachi con ponzu y chile serrano. Era increíble ver como todo estaba tan delicioso que nada duró en la mesa más de cinco minutos. Y fue el perfecto comienzo de una comida muy especial.

De ninguna manera podía faltar la Sopa de Cebolla, un clásico de la cocina tradicional francesa y que en cualquier momento cae de maravilla. La sopa es perfecta, con el gratín al punto, la cebolla perfectamente cocida en un consomé al jerez, espectacular.

Y para no perder el ritmo, enseguida llegó el plato fuerte, un suculento Filete en Salsa de Pimienta, acompañados de papas pont neuf, en un término perfecto, sencillamente un clásico cocinado a la perfección, tal y como uno lo soñaría en un viaje por las calles de Paris.

Cabe destacar del lugar su impecable mixología, con bebidas para cada paladar y tentación, que maridan a la perfección, junto con su selecta carta de vinos, la fabulosa comida que ofrecen.

Y por supuesto el gran cierre, unos deliciosos profiteroles rellenos de helado, frescos, crujientes por fuera y de consistencia perfecta, dieron una estupenda conclusión a esa agradable tarde soleada.